Carmen Garrido Ferrer

Creatividad, comunicación, habilidades sociales, innovación educativa, gestión emocional, coaching…


3 comentarios

Un adiós a Forem

Aulas de formación en el Polígono de San Ginés

Aulas de formación en el Polígono de San Ginés

Hoy he ido a entregar la documentación del curso de Dirección de equipos y Coaching que terminé la semana pasada y quiero compartir con vosotros algunas reflexiones, ya que esta edición ha sido especial para mí por dos motivos:

El primero porque me he encontrado un grupo extraordinario, cuyos integrantes eran, son, personas con unas enormes ganas de conocerse a sí mismas y trabajar en su desarrollo, con una gran generosidad para compartir y capacidad para interiorizar todo lo que, a lo largo de las sesiones, hemos ido viendo.  El curso se me ha quedado corto corto, y eso que este era de 40 horas. Con gusto lo hubiera alargado un par de semanas.

El segundo motivo que hace esta edición especial es porque se trata del último curso que imparto con Forem, ya que a partir del 31 de marzo, igual que les ocurrirá a otras entidades, cierra sus puertas. Siempre que se cierra un centro de formación, independientemente de que yo trabajara o no en él, es una mala noticia, y esta lo es para la formación en la Región. El cierre no está provocado por una mala gestión o por falta de oferta formativa, sino por una decisión política nacional, devenida, en mi opinión, por los escándalos que en otras comunidades autónomas han acompañado a la gestión de la formación y que en la nuestra ha provocado que paguen justos por pecadores.

Porque, por lo menos en Forem Murcia, conmigo las cosas siempre se han hecho “como toca”, sin invenciones, desvíos y chanchullos varios, tan comunes en otros sitios. El trato para los formadores ha sido fantástico, han intentado dar respuesta en la medida de sus posibilidades a nuestras necesidades, la gestión no ha tenido pega, y en cuanto a los asistentes, he visto como han intentado facilitarles al máximo su participación. Puedo decir que nos hemos sentido como en casa.

Todo esto ha sido posible porque detrás hay un grupo de personas estupendo, las dos Cármenes, Antonio, Mikel e Iván. No me olvido de Lydia, por ella pasé a formar parte de este gran equipo y se lo agradezco enormemente. Espero, no, estoy totalmente segura, que su siguiente etapa profesional va a resultar positiva y que engrandecerán el lugar al que vayan.

Por último, quiero compartir algunas fotografías que reflejen momentos pasados con todas aquellas personas que a lo largo de estos años he conocido en los cursos. Lamento no tener fotos de todas las ediciones y que algunas no tengan buena calidad, si consigo hacerme con más las incorporaré. Las personas que han participado en estos cursos son especiales, de las que he aprendido, han aportado lo mejor que tenían y me han ayudado a crecer como facilitadora.

Muchas gracias por hacer de mi trabajo algo tan gratificante.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.